KNOW-HOW

MÁXIMA CALIDAD EN PRODUCCIÓN

Creemos que es posible producir respetando el medio ambiente, al tiempo que mantenemos nuestras producciones.

Hace unos años cambiamos nuestra filosofía de trabajo, consideramos que era posible producir bajo los dictados de la naturaleza, que no era necesario envenenar nuestros campos para cultivar los olivos. Si queríamos trabajar con la naturaleza teníamos que conocerla. Empezamos a estudiar todos los elementos que tenemos en nuestras fincas:

La cubierta vegetal

Estudiamos todas las plantas que la componen y cómo hemos de trabajar con ellas para poder establecer una sinergia entre nuestro suelo y los árboles. Con esta práctica no solo conseguimos alimento para nuestros árboles, sino que además evitamos la pérdida de la capa fértil de nuestras fincas, lo que en nuestra zona tiene muchísima importancia por el proceso de desertificación y desertización tan fuerte que sufrimos. Además, con esta práctica sustituimos el glifosato, herbicida utilizado para matar las llamadas “malas hierbas” y que se ha demostrado cancerígeno.

El entorno cercano – los setos y linderos

Qué plantas tenemos en nuestras lindes? Estas son de gran importancia pues son el cobijo de animales e insectos, que nos ayudan a combatir plagas. Además cuando necesitamos plantas que han desaparecido, pero que daban cobijo a insectos que necesitamos, las replantamos. Por ejemplo, la altabaca que atrae a la avispa que se come a la mosca del olivo. Con esta práctica sustituimos los pesticidas que además de matar a todos los bichos, son también productos cancerígenos.

El entorno más lejano – el universo

Tras practicar durante años la agricultura ecológica decidimos ampliar nuestros estudios a la agricultura biodinámica que nos permite ir más allá de nuestros ecosistemas más cercanos y ampliarlos a los planetas. De todos es conocida la influencia de la luna sobre la tierra, queríamos saber cómo podía influir en nuestros cultivos. Y así, ampliamos nuestra visión e incorporamos la influencia de los planetas y las constelaciones en nuestra práctica agrícola.

El abono – el alimento de nuestros cultivos

Para poder alimentar a nuestros árboles utilizamos nuestros abonos que hacemos con insumos naturales. Con esta práctica controlamos su composición y evitamos echar contaminantes en el suelo que terminan filtrándose a los acuíferos y embalses.



MAXIMA CALIDAD EN EXTRACCIÓN


Todo el proceso que hacemos en finca tiene que tener su reflejo en la extracción del aceite que tiene que ser impecable. Por eso:

En la recogida no dejamos que la aceituna toque el suelo. Así evitamos el defecto: mohoso-terroso. La transportamos protegiéndola de los posibles óxidos de los remolques y evitamos el sabor a metálico.

La cogemos en el momento óptimo de maduración. Así evitamos el defecto: avinagrado.

Nada más recoger la aceituna la molturamos inmediatamente. Así evitamos el defecto del atrojado.

La molturamos con presión en frío: así maximizamos los aromas y los polifenoles.

La envasamos en envases que lo protegen de la luz para evitar el enranciamiento.



CALIDAD


Año Acidez Polifenoles Informes *
2016 0.11 738
2015 Intenso 0.12 439
2014 Media 0.16 522
2013 Intenso 0.14 546
2012 Intenso 0.18 842
2012 Media 0.13 594

Todos nuestros aceites se clasifican como Virgen Extra y Ecológico.

* Algunos informes son en Inglés, mientras que otros están en español. Si usted tiene alguna pregunta, por favor pregunte.

© 2017 S.C.A. Ecológica La Olivilla - Todos los derechos reservados. Privacidad y política de cookies | Web: Mangrove Studios. Fotos: Marino Scandurra